Una de las rupturas más problemáticas en la historia del rock sin lugar a dudas fue la de Guns N’ RosesSlash dejó la banda debido a problemas personales con Axl Rose en 1996, pero en una nueva entrevista, un antiguo manager de Guns N’ Roses sugirió que los problemas entre Slash Rose empezaron mucho antes, y en parte pueden ser atribuidos a Michael Jackson.

En entrevista con Rolling Stone Brasil, Doug Goldstein mencionó que Rose se sintió muy ofendido cuando Slash tocó en un concierto al lado del Rey del Pop. “Le dique que no lo hiciera porque Axl fue agredido sexualmente por su padre cuando tenía dos años y creía en los cargos de abuso infantil en contra de Michael Jackson”, dijo Goldstein.

“Así que le pregunté a Slash ,‘¿Cuánto te están pagando?’ y dijo ‘Sólo recibiré una televisión grande’. Cuando Axl se dio cuenta de que Slash tocaría con Michael Jackson y que el pago sería un televisor, estaba devastado. Pensó que Slash lo apoyaría en contra de cualquier tipo de abuso. Desde el punto de vista de Axl, ése era el único problema. Podría ignorar las drogas y el alcohol, pero no el abuso infantil”.

Según GoldsteinSlash nunca se disculpó con Rose por tocar con Michael Jackson después de los alegatos de abuso en su contra, lo cual podría funcionar si la banda decide reunirse nuevamente, algo que el ex manager espera que ocurra. “Creo que debido a que amo mucho a la banda, yo sería el manager que espera reunirlos, no creo que nadie más pudiera lograrlo”, concluyó.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.